Cuidados del Ranúnculus, Ranúnculo o Botón de oro

El Ranúnculus, Ranúnculo o Botón de oro, es un género amplio y muy variado, formado por aproximadamente 400 especies, entre las que se incluyen tipos herbáceos, acuáticos y alpinos. Entre ellas, hay diversas plantas silvestres muy conocidas, nativas de pastizales y praderas. Son las primeras en florecer en primavera, alegrando los setos antes de que finalice el invierno. El Ranúnculo ha sido siempre una planta de jardín popular durante mucho tiempo, tanto las especies silvestres como los cultivos, y muchas de ellas se prestan para ser cultivadas en macetas.



Posee flores de color amarillo brillante, así como de otros colores intensos y luminosos en forma de copa que, en muchos casos, se abren hasta quedar planas cuando maduran. Surgen en primavera o en verano, proporcionando una hermosa decoración en macetas, ventanas y jardineras. Estas flores son buenas para cortar y hacer ramos duraderos.

Cuidados del Ranúnculus



Planta tu Ranúnculus en primavera, colocando entre uno y tres en cada maceta de 20 cm de diámetro, de acuerdo al tamaño de la planta. Usa un buen compost, con un poco de arena gruesa para que la mezcla quede más porosa. Cada dos o tres años, realiza un trasplante.

Tu planta se dará mucho mejor en un lugar soleado, aunque a veces prospera en la semisombra. Riega abundantemente mientras esté creciendo y en período de floración; después, disminuye la cantidad de agua gradualmente, cuando el follaje marchite.

Agrega un fertilizante líquido al agua cada tres semanas, desde que surgen los pimpollos hasta que finaliza la temporada de floración; usa la mitad de la cantidad aconsejada en la etiqueta del producto.

Corta las cabezuelas de flores muertas en la planta a nivel del suelo cuando termine el verano. Como se trata de una planta resistente, requiere muy pocos cuidados durante el invierno.




Quizás también te pueda interesar:
Todo lo que debes saber sobre el cultivo de las Rosas
La flor del Jazmín del cabo perfumará todo tu jardín

Generalmente, estas plantas no suelen presentar inconvenientes; solamente ten cuidado de que la planta tuberosa Ranúnculus asiaticus y sus variedades se encuentran protegidas de las heladas en invierno. Si quieres contribuir a mi esfuerzo, puedes hacerlo cliqueando en el botón ¿mi invitas a tomar un café? ¡Gracias por hacer posible este sueño!

Si te ha sido útil el post y quieres valorar mi esfuerzo: